Agro

Vicentin perdió USD 9 millones en ocho meses de operación

complejo industrial vicentin avellaneda drone
Los integrantes de Vicentin presentaron un completo informe sobre la actividad, ingreso y egresos de la misma durante el presente año (Pablo Lupa)

La agroexportadora Vicentin presentó en los últimos días a todas las partes involucradas en el Concurso Preventivo un informe donde se detalla la evolución de la Sociedad durante el período comprendido entre el 5 de marzo de 2020 y el 31 de octubre 2020.

En ese informe, al que tuvo acceso Infobae, el saldo entre ingresos y egresos desde marzo pasado reporta una pérdida de poco más de 9 millones de dólares. Más allá de esto, se destaca por parte del Directorio, la actividad y desempeño que tuvo la empresa durante este período, con ingresos por unos 30,8 millones de dólares.

En el denominado “Informe de evolución Vicentin S.A.I.C”, con fecha al 11 de diciembre, se indicó que “en el capítulo de los egresos, el costo total de la compañía para el periodo considerado, entre molienda, elevación, sueldos y administración es de USD 40.047.331. La diferencia resultante en el periodo Marzo-Octubre 2020 entre el total de Ingresos y Egresos de la empresa es de USD -9.197.331”.

Podemos considerar razonable la diferencia negativa dado el período de inactividad y el desfasaje en el tiempo entre ingresos y egresos, dado que se trata de un análisis financiero

“Podemos considerar razonable la diferencia negativa dado el período de inactividad y el desfasaje en el tiempo entre ingresos y egresos, dado que se trata de un análisis financiero”, mencionó el Directorio encabezado por el contador Omar Scarel, que cuenta con Daniel Foschiatti como vicepresidente; y el abogado Estanislao Bougain como director titular.

En el marco de poner en orden la operatoria comercial de la firma, a partir de mayo pasado, Vicentin facturó un monto de 25 millones de dólares hasta octubre de 2020 en concepto de prestación de servicios de elevación y almacenaje de granos, y también de fasón para la molienda de soja en instalaciones portuarias. Se contabilizó así la molienda de 1,3 millón de toneladas durante este período.

Tal como informó Vicentin a sus acreedores y al Juzgado interviniente, a este importe se le deben sumar otros 2,85 millones de dólares por servicios de almacenaje y 3 millones de dólares en concepto de servicios de elevación entre mayo y octubre pasado. “De esta manera los ingresos producidos por la empresa a Octubre 2020, alcanzan la suma de USD 30.850.000”, refirieron los informes de la empresa.

Drone - Planta de Vicentin - avellaneda - santa fe - Cerito Pablo Lupa
La Planta de Vicentin en Avellaneda, provincia de Santa Fe

Por otro lado, en relación a elaboración de aceite fraccionado, la misma estuvo a cargo de terceros, rondó las 37.000 toneladas que fueron en su mayoría ventas destinadas a mercado interno y una menor proporción a exportación (Chile y Paraguay), manteniendo parcialmente Renopack y refinación de Renova.

Cobros y crisis

En materia de cobros realizados por bioetanol, la empresa señaló que los fondos resultantes de esta operación fueron retenidos por el Banco Nación en función de la garantía que existe en el marco de los créditos otorgados por dicha institución a la agroexportadora.

En ese sentido, se registró una facturación de 505,8 millones de pesos en el período marzo-octubre de 2020. “De haberse aplicado al tipo de cambio de cada cobranza/ingreso el importe cancelado debería ser USD 7.156.806. Al tipo de cambio actual el importe equivalente en dólares es USD 6.221.068, lo cual redunda en una diferencia de cambio negativa de USD 935.739”, señalaron desde Vicentin.

Se debe recordar que la crisis de la cerealera se formalizó hace exactamente un año, cuando el 4 de diciembre de 2019, el directorio de la sociedad hizo pública la situación de “stress financiero” por el que atravesaba la empresa, hecho que impidió que la misma afrontara el pago de las materias primas recibidas y facturadas.

La endeble de la empresa llevó a Vicentin a ceder la capacidad accionaria que la misma tenía en todas las plantas de Renova a la firma OMHSA. Luego a partir de febrero, la cerealera logró cerrar convenios de elevación con empresas como Cargill, Molinos y la Asociación de Cooperativas Argentinas (ACA), y también de almacenaje con OMHSA en la planta de Ricardone. También se debe sumar los convenios alcanzados con ACA y Díaz y Forti a fazón, para la molienda de soja en el Puerto Vicentin.

Este tipo de acciones, sumadas a otras, logró traer cierta tranquilidad a los números de la empresa, a partir de contar con un flujo de ingresos que ofrecían cierta previsibilidad ante la crisis.

Seguí leyendo:

Paro en los puertos: el gobierno busca destrabar el conflicto y convocó a una reunión para mañana en el ministerio de Trabajo

El BCRA usó la “bala de plata” de las reservas para moderar la inflación y frenar al dólar

Pese a la flexibilización de la cuarentena, el 15% de las empresas mantiene suspensiones en su planta de empleados

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba