Agro

En medio del cruce por las retenciones, Alberto Fernández recibirá a la Mesa de Enlace

El presidente de la Nación y los representantes del campo, en la reunión que mantuvieron en los primeros días de su gestión
El presidente de la Nación y los representantes del campo, en la reunión que mantuvieron en los primeros días de su gestión

El presidente de la Nación, Alberto Fernández, recibirá a los integrantes de la Mesa de Enlace de las entidades agropecuarias el próximo miércoles 10 a las 15.30 en la Casa Rosada. Según confirmaron a Infobae fuentes del gobierno, el encuentro tendrá por objetivo repasar todos los temas de la agenda del campo.

Los representantes de las entidades agropecuarias habían pedido una audiencia con el primer mandatario, tras conocerse las declaraciones del primer mandatario referidas a la posibilidad de aumentar las retenciones o implementar cupos para exportar con el objetivo de contener la suba del precio de los alimentos en el mercado interno.

“El Estado sólo tiene dos canales para resolver el problema” dijo el presidente al diario Página 12 en relación a la eventual aplicación de alguna de esas dos medidas. Sobre las entidades agropecuarias, agregó: “Tienen que entender que son parte de la Argentina. Yo le he dicho al ministro de Agricultura que todo tiene un punto límite. Les estoy diciendo públicamente que no puedo dejar que esto siga pasando, porque el riesgo es que con la pandemia todos estos productos van a seguir creciendo en su precio y no estamos dispuestos a tolerarlo. Los aceiteros lo entendieron y organizaron un fideicomiso, resolvieron un mecanismo de compensación entre ellos. Si no lo entienden, me obligan a resolver el problema y no pueden hacerse los desentendidos”.

El gobierno ya había anticipado la semana pasada que un incremento en las retenciones figuraba en su agenda, cuando la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca Bocco, señaló que a pesar de que el gobierno apuesta el diálogo, “no se descarta una suba de retenciones, no tenemos tantas herramientas y tenemos que usar todo lo que tengamos”.

En ese contexto, las cuatro entidades que integran la Mesa de Enlace (Sociedad Rural Argentina, Confederaciones Rurales Argentinas, Coninagro y Federación Agraria) hicieron público un pedido de audiencia al Presidente. “Aspiramos a reiterarle nuestras propuestas y a ampliar la información que necesite conocer acerca de nuestro sector, pues como Ud. sabe, no somos formadores de precios. Por el contrario, siempre hemos trabajado para abastecer la denominada “mesa de los argentinos”, así como también para producir los cereales, oleaginosas y proteínas que se exportan para dotar de divisas a las arcas estatales”, expresaron en su solicitud.

Según las facultades que la ley de Emergencia Económica otorgó al Poder Ejecutivo en el comienzo de la administración de Alberto Fernández, el gobierno tiene aún la posibilidad de aumentar por decreto en 3 puntos porcentuales las retenciones al trigo y el maíz, desde el 12% actual hasta el 15%

En forma previa a ese pedido, la Mesa de Enlace había emitido un duro comunicado en respuesta a las palabras presidenciales. “Pocas veces en la historia democrática se vio a un Presidente dirigirse tan injustamente a millares de argentinos por el solo hecho de llevar a cabo una actividad lícita y noble, como es la producción de alimentos. Peor aún, amenazarlos públicamente frente al resto de sus compatriotas y al mundo, a partir de una acusación sin ningún tipo de fundamento, humillándolos, una vez más, con una actitud que no se condice con su investidura ni con la debida mesura e imparcialidad que debe exhibir la máxima autoridad de la Nación”, manifestaron.

“De avanzar en este sentido errado, se desataría un nuevo conflicto con el campo. Estamos convencidos de que exacerbar el ánimo de los productores es un gran error, especialmente en un momento en que se requiere mayor producción para poder mantener abastecidos los mercados en época de pandemia justamente a precios accesibles”, advirtieron.

Por otro lado, desde las entidades aseguran que es “ínfima” la participación de la actividad agropecuaria en el precio final de los alimentos y que el principal impulso para los aumentos en las góndolas no viene por el alza en los precios internacionales sino por la presión impositiva. “Sería mucho más fácil para el Gobierno eliminar o reducir esos impuestos, incluso en forma segmentada si lo quisiera que fijar nuevas alícuotas o cupos a la exportación, tan necesaria por cierto para la generación de divisas y la creación de empleo”, señalaron los dirigentes.

También reiteraron que las medidas que busca aplicar el Gobierno para frenar la suba de los precios, “en el pasado reciente fulminaron mercados y la imagen de nuestro país como productor y exportador, y socavaron el ánimo y la capacidad de inversión de los productores, reduciendo drásticamente la superficie sembrada y los volúmenes generados”.

Los integrantes de la Mesa de Enlace volverán a ser recibidos en la Casa Rosada
Los integrantes de la Mesa de Enlace volverán a ser recibidos en la Casa Rosada

En la mencionada entrevista, el presidente encontró la explicación exactamente inversa para el alza de los alimentos de los últimos meses y la atribuyó a las ventas externas. “Para que la gente me entienda: China era un país que solo importaba carne envasada y había un número limitado de frigoríficos que tenían capacidad de exportar. Ahora, decidió importar carne con hueso, medias reses y el productor de carne tiene la posibilidad de vendérsela al carnicero o vendérsela a China a un precio enorme”, dijo Fernández.

“Yo necesito que ellos exporten porque necesito dólares que entren. Pero lo que no pueden es trasladar a los argentinos los precios internacionales porque no producen en precios internacionales”, agregó.

Según las facultades que la ley de Emergencia Económica otorgó al Poder Ejecutivo en el comienzo de la administración de Alberto Fernández, el gobierno tiene aún la posibilidad de aumentar por decreto en 3 puntos porcentuales las retenciones al trigo y el maíz, desde el 12% actual hasta el 15%. Ese mismo margen de tres puntos se lo había reservado para aumentar las retenciones sobre la exportación de soja (de 30 a 33%), pero ya lo usó en marzo de 2020. En cuanto a la carne, el actual tributo está en el 9% e incluso el Gobierno había recibido el pedido del Consejo Agroindustrial Argentino para reducirlas al 5%, una idea que quedó descartada.

Cualquier otro aumento de retenciones diferente a los mencionados debería pasar por el Congreso. En cambio, el Gobierno tiene potestades para establecer por decreto cupos o prohibiciones a la exportación. En el último día de 2021, por caso, decretó prohibir la exportación de maíz para contener los precios internos: diez días después, tuvo que anular la medida.

Seguí leyendo:

Ante la amenaza del aumento de las retenciones, la Mesa de Enlace pidió una audiencia con Alberto Fernández

Más presión sobre el campo: darán de baja de un registro oficial a las empresas que no cumplan con el abastecimiento del mercado interno

Iván Ordóñez, economista especializado en agro: “Poner cupos o subir las retenciones no hará bajar los precios en las góndolas”

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba